Control contable y de facturación de la empresa bonificada

CONTROL CONTABLE Y DE FACTURACIÓN DE LA EMPRESA BONIFICADA.

Las empresas que bonifican un curso de Demanda en sus seguros sociales deben controlar sus asientos contables del libro diario, debidamente identificados y donde se acrediten el ingreso, el gasto y el pago de los importes indicados en la aplicación telemática de la FTFE. En todos los casos, deben quedar claramente identificados los importes requeridos y las cuentas donde figuren los asientos, o poseer detalle que permita dicha identificación. Asimismo, se deben conservar los soportes justificativos correspondientes (facturas, nóminas, extractos bancarios, contabilidad, etc.).

En aquellos casos en que los pagos formen parte de una transferencia, debe archivarse la remesa detallada para identificar el pago correspondiente; en el caso de justificantes de banca online, se conserva la consulta del pago a través de Internet. La normativa establece la obligación de contabilizar los gastos de formación, dicho incumplimiento supone que el grupo o grupos no se consideren bonificables, y por tanto la empresa tiene que descontando los costes correspondientes.

Las empresas deberán identificar en cuenta separada o epígrafe específico de su contabilidad todos los gastos de ejecución de las acciones formativas y las bonificaciones que se apliquen, con la referencia común a todos ellos de “formación continua” o “formación profesional para el empleo”.